Newsletter Nº 1 – JULIO 2018

//Newsletter Nº 1 – JULIO 2018

Newsletter Nº 1 – JULIO 2018

UE SANT ANDREU – LA VOZ DE NUESTROS JUGADORES, por David López y Dani Guerrero, Jugadores de la Unió Esportiva Sant Andreu y Comerciales de Orts Risk Corredoria d’assegurances.

Me gustaría explicaros mi experiencia como jugador de fútbol semiprofessional en  club donde pertenezco actualmente que es la UE Santo Andreu que milita en la

Tercera división del grupo 5 de Cataluña.

Es un club histórico catalán con más de 100 años de historia, que ha participado 11 temporadas en segunda división y 16 temporadas en segunda división B. Además, hay que añadir que este Club mueve una masa social más que importante.
Esta temporada (2017-2018) nos clasificamos para disputar la fase de ascenso para intentar subir de categoría, es decir, para llegar a segunda división B. Esta fase de ascenso la hacen los cuatro primeros clasificados de cada grupo de España y después hay un sorteo en el cual tienes que pasar tres eliminatorias para conseguir el ascenso. Nosotras esta temporada acabamos segundos en la clasificación y en el sorteo nos emparejaron con un equipo Andaluz, el “Antequera Club de Fútbol”.

Personalmente era el primer play off que disputaba y ya os podéis imaginar la de sentimientos que despierta una eliminatoria de ida y vuelta, ganar y pasar a la siguiente eliminatoria…. Sentimientos de felicidad extrema pero a la vez un sentimiento de responsabilidad inmenso donde no puedes dejar de pensar que todo el trabajo de un año, puede quedar en nada si no compites bien estos 2 partidos.
El partido de ida lo disputamos en tierras Andaluzas. El partido a nivel de juego no fue cómo nosotros hubiéramos querido, pero lo mejor de todo fue el resultado 0-1, victoria en su campo. Y después llegó el partido de vuelta, en casa, en el  Narcís Sala ante nuestra estimada afición. Ese día había en el estadio alrededor de 4.000 personas animándonos. Una sensación única e irrepetible que no sabes nunca cuando se va a volver a repetir.

Me tomé el partido como lo que era, una final donde no valía otra cosa que ganar.

Eso sí, intenté disfrutar del fabuloso ambiente, aunque siendo consciente del alto  nivel de exigencia. Victoria 1-0 y pase a la siguiente eliminatoria.

Nunca olvidaré ese día, 4.000 personas celebrando y disfrutando de nuestro gol, estoy seguro que la sensación que tuvimos todos nosotros era la misma que tiene un jugador de primera división cuando marca un gol en una competición europea muy importante.

David López.

Como bien os ha explicado mi amigo David, conseguimos pasar la eliminatoria, eso sí con mucho sufrimiento. Llegó el día del sorteo para conocer el rival que nos tocaría, estábamos todos juntos con muchos nervios esperando rival y por fin salió nuestra bola; ya teníamos rival, el histórico Castellón !!. A partir de ese momento se empieza a preparar todo, percibíamos en el entorno ciertas dudas por el rival que nos había tocado, pero nosotros lo afrontábamos con respeto, y como un gran reto. El primer partido se jugaba en Castalia y con una previsión de 13.000 personas!!! Para cualquier jugador de nuestro nivel, es un sueño poder jugar en un estadio con ese ambiente, aunque a veces te puede jugar una mala pasada.

Llegó el día de partido, en una parte del estadio, ahí estaba nuestra Gran Afición que siempre nos acompaña a todas partes, entre ellos Familiares, Amigos, Directivos y Aficionados. Todos disfrutando del momento. Ahora, sí, tocaba salir a jugar, aquél momento a punto de salir al camp, oyendo a nuestra afición animando, es una sensación que Uff ¡!, no os la puedo describir con palabras.

Empezó el partido y el equipo mostró su personalidad y la confianza suficiente para  ser superior al Castellón, en su estadio con toda su afición apoyándoles, lástima que no pudimos plasmar esa superioridad marcando y ganando el partido.

El resultado final, 0-0… y se quedaba todo para resolver en el partido de vuelta. Como siempre hacemos nos acercamos a nuestra afición para agradecer su  apoyo incondicional, éste fue para mí un momento muy especial.

A partir de ese momento, todo cambió…, después de aquél partido en Castellón empezamos a notar un optimismo y sobre todo mucha ilusión, pensando que podíamos pasar la eliminatoria. Iban pasando los días y percibíamos la ilusión que habíamos creado en Sant Andreu, después de nuestros entrenamientos había cola para comprar entradas, porque todo el mundo quería estar ese día en el Narcís Sala. Llego el día del partido y sucedió lo que estuve deseando desde hacía 2 temporadas que llegué a la UE Sant Andreu, ver el Narcís Sala lleno de aficionados.

Empezó el partido con la sensación de que podíamos con todo y de que íbamos a pelear hasta el final, el partido iba transcurriendo con mucha tensión, entonces personalmente sufrí lo que cualquier jugador nunca quiere en este tipo de partidos, me lesioné, intente aguantar pero no me era posible, a partir de ese momento tenía que seguir apoyando y ayudando a mis compañeros. Llegó la jugada desafortunada que lo cambio todo, el árbitro se equivocó pitando penalti y expulsando a un compañero, como después se pudo comprobar en la televisión, fue un duro golpe porque en ese momento estábamos fuera de la eliminatoria, llego la media parte y hablamos mucho, de lo que sí estábamos seguros era  que lucharíamos hasta el final y sabíamos que no nos íbamos a rendir, había mucha tensión y merecidamente llego nuestro golllll, en ese momento fue un subidón, pensé que el Narcís Sala se iba a caer con la reacción de nuestra afición, seguimos peleando, pero no pudo ser,  se acabó el tiempo de partido y ya no podíamos hacer nada más. En aquél momento te pasan muchas cosas por la cabeza, todo lo vivido lo sufrido y lo disfrutado. Con una sensación extraña de pena, pero a la misma vez de mucho orgullo de todo mis compañeros, por no rendirnos nunca y luchar siempre hasta el final. Orgullosos de nuestra afición que siempre nos apoyó incondicionalmente y mostrándonos su cariño y a la vez compartiendo nuestro dolor.

Como siempre digo y con esto acabo, la vida son momentos y estos serán inolvidables.

Gracias y “ DALE UESA “

Dani Guerrero

2019-01-11T10:27:07+00:00